IMPORTANTE ESTUDIO: “Usar el cigarrillo electrónico a la larga no hace daño”

Anticipamos los contenidos de un nuevo estudio científico importante que se publicará en la edición de febrero de la revista Regulatory Toxicology and Pharmacology.

El uso regular del cigarrillo electrónico no tiene ningún efecto negativo en la salud de los exfumadores. Esto se establece en un estudio realizado por un equipo de investigación de Fontem Ventures, la rama de Imperial Tobacco que se ocupa de vaping. La investigación, que lleva por título “Evaluación del perfil de seguridad de un producto electrónico de vapor utilizado durante dos años por los fumadores” (en un contexto de la vida ordinaria), se publicará en la edición de febrero de la revista Regulatory Toxicology and Pharmacology.

Durante 24 meses, se observaron 209 fumadores voluntarios, que habían cambiado a un sistema cerrado de cigarrillos electrónicos: el Puritane, un cartucho precargado. Los investigadores monitorearon la posible aparición de eventos adversos en voluntarios, en particular controlando la función pulmonar, los resultados de ECG y la exposición a componentes de nicotina y tabaco. Durante los dos años que leímos en el estudio, no surgieron problemas de seguridad de los participantes ni se observaron resultados clínicos relevantes en otros campos médicos relacionados con la seguridad. Hay más: los investigadores observaron que el uso de productos de vaporización redujo los síntomas de abstinencia de nicotina y la exposición a los componentes del humo del cigarrillo, sin causar un aumento en el peso corporal del usuario.

risa_ceee98ff-68a3-4894-8d50-eda6a40e2eda

Estos resultados están completamente en línea con los estudios recientes, pero el hecho de que hayan sido registrados durante un período de 24 meses los hace particularmente importantes. “Los datos clínicos extendidos en un período de dos años -dice Tanvir Walele, director de asuntos científicos de Fontem Ventures- proporcionan una imagen muy clara del vapeo a largo plazo y sus implicaciones potenciales para la salud de los fumadores, quienes pueden así realizar una elección informada “. Pero no solo los fumadores pueden beneficiarse de estos estudios. De hecho, Walele lanza un llamado a la política: “Los gobiernos y los legisladores deben garantizar que el marco regulatorio refleje este consenso científico emergente, ya que los estudios a largo plazo demuestran la seguridad de los cigarrillos electrónicos”. Y concluye: “Esta investigación sugiere que las regulaciones sobre el cigarrillo electrónico no deberían asimilarse a las de los productos de tabaco”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: